En posesión de sus facultades

En posesión de sus facultades

Compartir en:1. La Caracas de 1910 era tranquila y fría. Esa ausencia de ciudad dejaba colar frescas bocanadas de El Ávila, la principal tracción era de sangre y había muy pocas construcciones mayores de dos pisos. Las noches eran frías y tenuemente iluminadas. Ese...